EL CIUDADANO

¿LE ENTREGÓ LAS LLAVES DEL PODER AL PUEBLO?

El presidente en ejercicio, Horacio Cartes, luego de firmar la normativa ante la atenta mirada de sus pares del Poder Legislativo y el Poder Judicial, manifestó respecto a la Ley N° 5282/2014: “Que todos los paraguayos tengamos acceso a las actividades del Gobierno es uno de los primeros pasos para cambiar de una vez por todas las malas costumbres. Cuando hay transparencia, la gente vuelve a estar por encima de los intereses personales, porque le entregamos las llaves del poder al pueblo, para que el pueblo mismo sea contralor del gasto público.

Es así, que el Paraguay se adentró en la lista de los países democráticos, en donde el Gobierno está al servicio del pueblo, y el pueblo ve y sabe cómo se maneja el dinero que es suyo y con medidas como estas que son permanentes, no solo un parche, harán posible la construcción de un país mucho mejor, con oportunidades para el progreso”. Por supuesto que antes de estas declaraciones del presidente Cartes y jactándose de que fueron los únicos hacedores de que hoy contemos con esta herramienta tan importante para la democracia paraguaya, vale recordar que la pre-ley de acceso a la información y con el incansable batallar de la sociedad civil, el día 26 de julio de 2007, el señor Félix Picco Portillo, utilizando el formulario que provee el Centro de Acceso a la Información Pública de la Defensoría del Pueblo solicitó al Intendente municipal de la ciudad de Lambaré “copia del Presupuesto aprobado para el año 2007, proyectos de royalties para el Municipio y cantidad del personal nombrado y contratado, discriminado por área y cargo que desempeñan”.

La Defensoría del Pueblo inició una nueva acción de amparo en representación del señor Picco Portillo, esta vez requiriendo la entrega de la información pública solicitada por él. La jueza resolvió “rechazar la acción de amparo (…) por improcedente”. Contra esta sentencia, el día 12 de febrero de 2007, el Defensor del Pueblo interpuso y fundó en nombre del ciudadano los recursos de nulidad y apelación. En su sentencia la Sala de Apelaciones dejó sentado que el derecho de acceso a la información pública es un derecho humano fundamental, esencial para el sustento y consolidación del sistema democrático en el Paraguay, a través de la participación ciudadana en el control de la gestión pública: “La incorporación del derecho a la información en el catálogo de los derechos fundamentales del ser humano es relativamente reciente. En nuestro sistema constitucional ha sido incorporado en el art. 28 de la CN.

Este derecho encuentra su justificación en el derecho más genérico, esencial a las democracias deliberativas y participativas, de formar libremente las opiniones y participar de modo responsable en los asuntos públicos; contribuye a la formación de la opinión propia y la pública, que está estrechamente ligada al pluralismo político. Se constituye así en un instrumento esencial de los asuntos que cobran interés en la vida ciudadana y colectiva, y que condiciona la participación en el manejo de ‘lo público’, es decir, el sistema de relaciones e interrelaciones que constituyen la trama básica de sustento de la convivencia democrática”.

Pese a la forma clara en que el derecho al acceso a la información pública se encuentra reconocido en la Constitución Nacional, resulta generalmente difícil que un ciudadano/a obtenga hoy algún informe solicitado a una institución pública. El cumplimiento espontáneo por parte de los organismos públicos es variable: algunos organismos contestan inmediatamente ante los pedidos, mientras que otras instituciones se niegan a brindar la información, especialmente la relacionada con cuestiones presupuestarias.

 

En casos en que los pedidos han llegado a realizarse a través de la vía del amparo, generalmente se ha negado la información en base a dos causas principales: errores en la vía procesal instaurada y afectación a otros derechos, tales como la privacidad. En definitiva, como vemos que la moda es entregar llaves de viviendas populares, sería bueno que también no solo el Ejecutivo sino los otros poderes del Estado, se sumen a la moda de entregar la llave del poder al pueblo, o sea la llave que ayude a abrir las puertas de la transparencia, de forma verdadera y no de discurso, para dejarnos habitar en un país con instituciones creíbles.

ANTÍDOTO CONTRA LA AMARGURA PDF Imprimir Correo electrónico
Escrito por Redaccion Central   
Miércoles 11 de Octubre de 2017 12:59

Contra la frustración y la amargura generadas por el fútbol en esta última semana: hay un producto que es capaz de neutralizar casi toda mala onda. Es el dulce de leche, cuyo Día Mundial se celebra hoy, 11 de octubre.

Desde 1995, cada 11 de octubre se celebra el Día Mundial del Dulce de Leche, una iniciativa argentina que propone rendir tributo a un manjar que no es patrimonio exclusivo del Río de la Plata. Su difusión entre el público paraguayo es innegable y su consumo ya  reemplaza al de otro tipo de dulces, comido directamente del tarro con cucharita o combinado con otros productos como panificados.

El dulce de leche se elabora, normalmente, a base de leche de vaca, azúcar, esencia de vainilla y bicarbonato de sodio.

En relación a la producción paraguaya, Erno Becker, presidente de la Cámara Paraguaya de Industriales Lácteos (Capainlac), explicó que la industria local produce anualmente alrededor de 8.500.000 kilos de dulce de leche.

Dijo que, de esta cantidad total, se exportan 180.000 kilos, “que es muy poco”, a países centroamericanos como República Dominicana, Panamá y Chile.

Por otro lado, se importan unos 220.000 kilos, principalmente de Argentina.

CONSUMO NACIONAL

El dirigente industrial comentó que el consumo per capita de este manjar es  1,2 kilos por persona por año. “Es bastante alto”, dice, y asegura que en comparación con otros países, “somos muy dulceros”. El dulce de leche ha venido a sustituir a la "rapadura", el ka’i ladrillo, etc.

El consumo nacional de dulce de leche está creciendo y hay para todos los mercados y gustos. Por eso ya se está fabricando dulce de leche con menos carbohidratos y ha aparecido el dulce de leche dietético, que es preferido por aquellos consumidores que quieren reducir un poco el porcentaje de calorías y seguir disfrutando de esta delicia.

Becker cuenta que la industria ha tenido que diversificar en este rubro, y así puso a disposición del mercado el producto en distintos envases diferentes: de 200 gramos, medio kilo y cinco kilos, ya para uso en confiterías.

DESAFÍO DE LA INDUSTRIA LOCAL

El desafío de la industria paraguaya actual es producir dulce de leche en una “dosis más personalizada”. Se busca poner a disposición del consumidor el dulce en envases de 100 o 200 gramos para un “desayuno personalizado”.

¿Se consume todo lo que queda tras la exportación? El empresario  dice que sí. "Si exportamos algo es casi equivalente a lo que se importa, de manera que hay un equilibrio entre la producción y el consumo”.

Añadió que el consumo del dulce de leche también está creciendo, debido a que es un aliado del pan y de la misma leche fluida. También ha habido un incremento importante de consumo por parte de las confiterías, que elaboran alfajores, masitas, tortas, y otros y para hacerlo utilizan como insumo básico el dulce de leche.

RECETAS CASERAS

Hoy es un día especial para darse el gusto con alguna delicia que lleve dulce de leche. Aquí compartimos algunas y se pueden ver más en el especial sobre dulce de leche publicado por Gastromonía.com, la revista de ABC Color de los sábados.

Dulce de leche con leche condensada

1 lata de leche condensada

Agua, cantidad necesaria.

1. Doblar un paño de cocina y colocarlo en el interior de una olla alta, para evitar que la lata de leche condensada se mueva en el interior de la olla.

2. Retirar la etiqueta de papel de la lata y colocarla cerrada sobre el paño.

3. Llenar la olla de agua hasta cubrir completamente la lata. Es muy importante que la lata esté cubierta de agua durante todo el tiempo de cocción.

4. Tapar la olla y ponerla a fuego fuerte. Cuando el agua empiece a hervir, bajar el fuego para que solo quede una ligera ebullición.

5. A partir de ahora, controlar el tiempo. Estará de una a tres horas, dependiendo de la textura que quiera darle. Vigile el nivel de agua, si ha bajado, añada un poco de agua y vuelva a tapar. Recuerde que la lata siempre debe estar cubierta de agua a fin de igualar presiones y temperaturas. Si queda una zona de la lata sin cubrir de agua, puede haber un cambio de presión y temperatura en esa zona y provocar que la lata estalle.

6. Una vez cumplido el tiempo, sacar la lata y colocarla en una olla con agua a temperatura ambiente. Dejar que se enfríe completamente antes de abrirla.

TRES TEXTURAS

- Una hora de cocción. Se obtiene un dulce de leche muy ligero, de sabor suave y textura muy similar a la de la leche condensada. Puede servir para echarlo en un yogur o sobre una ensalada de frutas. Es el que tiene el sabor más suave de los tres a medio camino entre la leche condensada y el dulce de leche.

- Dos horas de cocción. El dulce de leche se espesará más y tendrá una textura más cremosa. Ideal para untar en pan o para rellenar panqueques. Tiene un sabor muy similar al del dulce de leche tradicional.

- Tres horas de cocción. Se obtiene un dulce de leche más denso y con más cuerpo. Es ideal como relleno, por ejemplo, para alfajores. Su sabor y color es el más intenso de los tres.

DULCE DE LECHE TRADICIONAL

1 litro de leche

1 cdita. de esencia de vainilla

250 g de azúcar

1 cdita. de bicarbonato de sodio

1 cda. de manteca

1. Poner a hervir la leche con el azúcar y la esencia de vainilla. De forma tradicional, el dulce de leche se hacía en olla de cobre, pero se puede utilizar una cacerola normal.

2. Cuando llegue al primer hervor, agregar el bicarbonato retirando la olla del fuego. Mezclar.

3. Volver al fuego, esta vez al mínimo, y dejar cocinar por 3 h, removiendo de vez en cuando con una cuchara de madera para que no se pegue. El fuego debe ser bien bajo, no debe hervir. El agua que contiene la leche se irá evaporando, el líquido disminuirá y notaremos como, poco a poco, se va espesando y tomando color. La última hora es la más delicada, ya que el dulce de leche está más espeso y no debemos dejar de remover para evitar grumos o que se pegue.

4. Retirar del fuego cuando obtenga la consistencia ideal. Fuera del fuego, agregar la manteca para que le dé brillo y seguir removiendo durante 5 a 10 min más para que el dulce de leche se enfríe un poco. Notaremos como todavía se espesa y reduce un poco más.

5. Verter en frascos y guardar refrigerado.

FLAN DE DULCE DE LECHE EN TRES TEXTURAS

5 huevos

2 yemas de huevo

25 g de dulce de leche repostero

1 taza de nueces picadas

1 taza de galletitas dulces picadas

200 g de azúcar

800 cc de leche

10 ml de esencia de vainilla

Caramelo

400 g de azúcar

1. Precalentar el horno a baja temperatura 150°C, por 40 a 45 min. Poner a hervir agua para el baño María.

2. Procesar juntas las nueces y las galletitas, con un míxer o con la procesadora, hasta que queden bien finas.

3. Realizar un caramelo a seco en una sartén, colocando el azúcar por partes y esperando que se funda para agregar más. Debe tomar un color ámbar.

4. Con mucho cuidado para no quemarse, colocar el caramelo en los moldes elegidos, cubriendo el fondo y las paredes del molde.

5. Mezclar en un bol los huevos, las yemas, el dulce de leche y el azúcar. Integrar con un batidor.

6. Agregar las nueces y las galletitas molidas. Mezclar.

7. Incorporar las esencias e ir agregando la leche mientras se mezcla, de a poco, hasta completar los 800 cc.

8. Verter esta preparación en los moldes hasta casi el borde.

9. Colocar los moldecitos en una placa alta con agua hirviendo y llevar al horno por 40 a 45 min o hasta que, pinchándolos, el palillo salga limpio.

10. Esperar que se entibie para desmoldar. Servir con salsa de dulce de leche y nueces picadas.

TORTA ARGENTINA

Bizcochuelo con maníes

90 g de almidón de maíz

20 g de cacao

50 g de maníes tostados

4 huevos

8 yemas de huevos

200 g de azúcar

80 g de manteca

110 g de harina 0000

1 cdita. de ralladura de limón

1. Colocar en un bol los huevos, las yemas y azúcar. Cocinar sobre baño María mientras se bate continuamente hasta llegar a los 40 °C. Luego volcar en una batidora, incorporar la ralladura de limón y batir hasta lograr punto letra.

2. Tamizar dos veces la harina junto con el almidón de maíz.

3. Procesar los maníes pelados y tostados hasta obtener un polvo fino, y mezclarlo con la harina.

4. Logrado el punto letra, verter la preparación en un bol y agregar en dos veces la harina con maníes y la manteca fundida, mezclando con una espátula en forma envolvente hasta lograr una preparación homogénea.

5. Verter luego en un molde circular de 24 cm de diámetro y 8 cm de alto, previamente enmantecado y enharinado, y cocinar en horno precalentado a 180 °C durante 30 a 35 min aprox. 6.Transcurrido el tiempo de cocción, retirar del horno y dejar enfriar.

MOUSSE DE DULCE DE LECHE

250 g de dulce de leche

30 cc de coñac

10 g de gelatina sin sabor

60 g de azúcar

30 cc de agua

600 g de crema de leche

1 huevo

6 yemas

1. Hidratar la gelatina en 50 cc de agua y luego fundirla en el microondas durante 20 segundos.

2. Colocar en un bol las yemas junto con el huevo, azúcar y agua; cocinar sobre baño María mientras se bate continuamente en forma de ocho hasta llegar a los 85 °C, la preparación se va a espesar. Luego volcar en una batidora y batir hasta llegar a temperatura ambiente.

3. Colocar la crema de leche en un bol, añadir el dulce de leche y el coñac, y batir todo a medio punto.

4. Una vez que el batido de las yemas este frío, incorporar la gelatina y la crema de leche con dulce de leche en dos veces, mezclando con una espátula en forma envolvente. Reservar en la heladera.

 

FUENTE: ABC COLOR

 
biotin reverse phone lookup .